La historia de la plaza londinense

La primera plaza londinense fue la de Covent Garden. Inspirado por las plazas del renacimiento italiano, el arquitecto Inigo Jones creó un espacio totalmente urbano, con tiendas, cafeterías y apartamientos prestigiosos.

Covent Garden en 1777
Covent Garden en 1777

Bloomsbury Square en 1787
Bloomsbury Square en 1787

Bedford Square Bedford Square

Dentro de poco, la pasión inglesa para el rus in urbe produjo algo nuevo. Delante de su palacio, el Conde de Southampton creó la plaza de Bloomsbury Square. Esta plaza consistía simplemente en un césped y unos senderos. A tres lados de la plaza, el Conde permitió la construcción de casas de un tamaño y de un carácter apropiado. Nació la plaza-jardín!

Antes de el fin del 18º siglo, la forma de la plaza-jardín fue perfeccionada. El mejor ejemplo es la plaza Bedford Square, acabado en 1783. Se reconocía entonces que el jardín, común pero privado, creó un mejor ambiente para los residentes. Además aumentaba la vitalidad social et económica de la ciudad.

A la expansión de nuevos barrios, la plaza-jardín fue el elemento mas característico, que hizo única la capital inglés.